Noticiario Centro de Andalucía

Centro de Andalucía

‘Baby boom’ en el peñón

Posted by Noticiario centro de Andalucia en 05/10/2008

Algámitas tiene la tasa de natalidad más alta de la provincia

ALGAMITA

Los jóvenes de Algámitas se criaban en la localidad antes de salir corriendo a trabajar en los servicios de Mallorca. Con la crisis y la falta de trabajo, la tendencia ha cambiado. En 2006, el municipio registró la tasa de natalidad más alta de la provincia, un 30,9%…

 

“Claro que sabíamos que hemos crecido tanto, porque entré en la alcaldía con seis niños en la guardería y ya tenemos 27”. Virtudes Cabello (PSOE), cinco años con la vara de mando, mezcla en su tono orgullo e incredulidad. “Es que a casi nadie le interesa Algámitas, siempre que hablan de nosotros, se equivocan, pero aquí no paramos de trabajar”, asegura tajante. En 2002 y 2003 el número de nacimientos en Algámitas fue de 10. Los dos años siguientes hubo 15 y 14. Llegó 2006 y la cifra se elevó hasta 41 niños en un año. Es decir, una tasa de natalidad del 30,9%, mientras que la media en Andalucía se queda en el 17,8%.
La localidad no llega a los 1.500 habitantes, la mayoría dedicada a la agricultura. “El tirón demográfico lo achacamos a que los jóvenes emigraban a la hostelería de la Costa del Sol, la Costa Brava, las Baleares… son campañas de turismo largas, de seis o siete meses, y ya no volvían”, relata la alcaldesa. Marchaban solteros y se instalaban lejos de la Sierra Sur para cambiar la oliva por la bandeja y el palaustre.
El parón de la construcción trajo de vuelta a decenas de algamiteños, que regresaron al campo o al subsidio de desempleo. Las posibilidades aumentan en Algámitas sin coger la maleta. “Ahora en los pueblos la gente se va quedando, los jóvenes montan granjas avícolas o de cerdos”, continúa la mandataria. Los planes de la Diputación de Sevilla para desarrollar el turismo rural también han dado fruto en la Sierra Sur.
En el punto más alto de Sevilla y sobre un manto de olivos aparece un cortijo blanco, es un complejo “para extranjeros y de dueños ingleses”, aunque como la alcaldesa rápidamente matiza: los empleos los crea entre los algamiteños, que son quienes trabajan y atienden a quienes buscan días de descanso. “El secreto es fomentar el empleo estable, para que se queden”, asegura la alcaldesa.
Otro empujón contra el éxodo es el Plan de Fomento del Empleo Agrario (Pfoea), el antiguo Plan de Empleo Rural (PER), que el año pasado supuso en toda la provincia una inyección de 41,5 millones de euros, un 4% más que en 2006. Se trata de un conjunto de ayudas destinadas a pagar la mano de obra y los materiales de los proyectos, además de un subsidio si se reúne el mínimo de peonadas requerido. Como indicó el presidente de la institución provincial, Fernando Rodríguez Villalobos, las ayudas llegarían a 43.189 personas, con una media de 721,86 euros por ciudadano, principalmente en Algámitas y otros municipios de la comarca de la Sierra Sur.
“El futuro promete, pero poquito a poco”, asegura María Moreno, quien detiene el carrito que empuja para que cinco vecinas carantoñeen a Ylia, su hija de apenas días. “Aquí hay muchas parejas jóvenes con dos niños, algunas tienen incluso tres, y este año ya hay unas cuantas a punto de parir”, dice.
Un cartel en la guardería anuncia los turnos del periodo de adaptación: “La primera semana comienzan a venir una hora y la segunda, dos”, explica Yolanda Lara, la maestra de educación infantil, mientras atiende a 13 niños menores de 2 años. Uno de ellos, Miguel Ángel, asoma la cabeza al ver a su madre. Rafi Serrano, de 24 años, está embarazada de siete meses y quiere tener tres hijos.
Verónica Bocanegra, de 25 años, llega con ella. Tiene dos hijos y quiere cuatro: “Aunque entiendo que como están las cosas ahora mismo…. es difícil”. Su marido trabaja en la construcción, en Pruna, al contrario que el de su acompañante, que ahora está en paro. Perdió el empleo en la obra y ahora espera que llegue la aceituna.
“Ya que hay una guardería en condiciones, necesitamos más ayudas y trabajos a media jornada para las madres”, piden, al tiempo que aseguran que en el pueblo quieren hijos “pero no para tenerlos mal criados”. Y terminan: “Ya que tenemos tantos, que traigan un pediatra para el consultorio, porque para urgencias tenemos que ir hasta El Saucejo”.
Noticia original El correo de Andalucia

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: